Catedral de San Esteban de Viena
   
  La catedral de San Esteban
  Administración de la catedral
  Cabildo capitular
  Construcción de la catedral
  Asociaciones
  Horario de apertura
  DOMSHOP
  Oficios religiosos
  Confesión y diálogo
  Visitas guiadas
  Música de la catedral
  Coros invitados
  Conciertos y actividades
  Archivo de la catedral
  Contacto
  Pie de imprenta


 
 
 
Official sponsorship partner

www.smasung.at


La catedral de San Esteban

Información Historia

La catedral de San Esteban de Viena puede describirse con muchos superlativos...


...
...

...

...

es una casa de Dios emotiva
es un patrimonio cultural mundialmente famoso y es un edificio
que no tiene que temer ninguna comparación internacional;
es el emblema nacional de Austria y
símbolo de la identidad austriaca;
es una atracción turística de primera categoría




Aparte de su importancia cultural, la catedral de San Esteban es naturalmente también una iglesia:
Cada día laborable se celebran siete misas y los domingos diez. Especialmente en los días festivos solemnes (Semana Santa, Pentecostés, Navidades, etc.) acuden muchos fieles a la catedral de San Estaban, que está siempre bellamente decorada.
Los oficios religiosos de interés general (bodas, misas de difuntos de personalidades importantes, etc.) se transmiten a menudo en directo por televisión. La famosa campana Pummerin se toca para anunciar los oficios festivos en las ocasiones especiales y en los días de fiesta solemne.

La catedral de San Esteban como edificio y patrimonio cultural

es un objeto del que tratan numerosos libros, libros de fotos, investigaciones, etc.

La singularidad de esta catedral y los miles de detalles de que está compuesta la convierten en un tesoro histórico-artístico y arquitectónico.

Cada detalle tiene su destino, su trasfondo y su historia: altares, puertas, torres, esculturas en las columnas, cuadros, etc.

Un incendio dañó gravemente la catedral de San Esteban en los últimos días de la guerra. La catedral destruida quedó cubierta por los escombros y la ceniza. Gracias al esfuerzo de todos se logró reconstruir la catedral en sólo siete años.

El emblema nacional y signo de identificación de Austria había vuelto a resurgir de sus cenizas.

Pero la catedral de San Esteban tiene que seguir restaurándose con todo esmero para poder conservar este patrimonio cultural  para las generaciones venideras y evitar su ruina.

Casi tres millones de visitantes anuales en Viena

hacen que la catedral de San Esteban ocupe uno de los primeros rangos en la lista de los monumentos y curiosidades turísticas:
Los recorridos en el interior y alrededor de la catedral ofrecen muchas cosas interesantes y dignas de verse. En la catedral de San Estaban también se puede ascender a la torre meridional y al cuarto del torrero (Südturm, Türmer Stube) y subir con el ascensor al campanario donde está la campana Pummerin (torre norte) así como bajar a las catacumbas. En las visitas guiadas que se ofrecen pueden obtenerse informaciones detalladas sobre la catedral.

Fuente: Dra. Annemarie Fenzl, archivera diocesana